Macarrones integrales

220

Paquetes de 500 gr.

SKU: ef47fcdccc39 Categoría: Product ID: 136

Descripción

Nombre de cada ingrediente: Sémola integral de trigo duro

Presentaciones del producto: Paquetes de 500 gr.

Fecha de consumo preferente: 3 años desde la elaboración.

Materiales y especificaciones de embalaje: Bolsas de plástico con etiqueta adhesiva

Especificaciones de fabricación: Se muele el trigo duro a sémola y se amasa con agua y el salvado para luego pasar por los moldes y dejarla secar

Especificaciones del producto: .

Origen geográfico: Belchite-Monegros, Aragón, España.

Nombre del proveedor: La sémola se hace en Harinas Villamayor (Huesca) y la pasta en Pastas Romero (Daroca, Aragón).

Carácter de los ingredientes: Todos los ingredientes son 100 % ecológicos

% incorporación de ingredientes: El trigo duro es el 100 % de los ingredientes (tiene un 12 % de humedad)

Información adicional

Peso 0.5 kg

Más Información

El trigo duro utilizado para elaborar esta pasta procede de cultivos extensivos y de secano, en áreas esteparias de alto valor ambiental en la zona media del Valle del Ebro.

Se trata de un área con un clima muy riguroso, con escasas precipitaciones, donde predomina el cultivo de cereal de invierno y que ya cuenta con una presencia significativa de producción ecológica. Riet Vell selecciona trigo duro cultivado en el entorno de zonas esteparias únicas en Europa, de gran valor ambiental e incluidas en la Red Natura 2000, como las comarcas de Los Monegros o el Campo de Belchite. Una de estas zonas tan especiales es la Reserva Ornitológica de El Planerón, en el término municipal de Belchite. Este cereal es transformado en la misma zona de producción en una pasta de excelente calidad.

Desde el punto de vista agrícola son espacios muy poco productivos en kilos por hectárea pero idóneos para un trigo duro de muy buena aptitud para su transformación en pasta alimenticia. Son además zonas donde todavía persiste un entramado social muy dependiente de la agricultura y la ganadería tradicional, por lo que la puesta en valor de estas producciones es un elemento importante para el futuro de numerosas zonas rurales.

El paisaje se caracteriza por la existencia de un mosaico de cultivos, barbechos y pastizales leñosos que conforman un hábitat adecuado para especies muy escasas y amenazadas como la ganga ibérica, la ganga ortega, el alcaraván o la alondra ricotí.